Vale la pena comprar un auto nuevo en Santiago?

Comprar un auto en Santiago… ¿Vale la pena?


Santiago es una ciudad en la que puedes moverte en transporte público muy fácilmente. Partiendo de esta afirmación, analicemos lo que implica comprar un auto para determinar si vale la pena o no.

A continuación iré respondiendo las preguntas que yo me hice en un principio y que poco a poco fui indagando, dejando claro que esto aplica específicamente para autos nuevos (hablar de autos usados requeriría otro artículo diferente ya que son mundos aparte).

 

¿QUÉ STATUS LEGAL HAY QUE TENER PARA COMPRAR UN AUTO?

Para nosotros, los extranjeros, es técnicamente posible comprar un auto teniendo visa temporaria y RUT, por consiguiente, con la permanencia definitiva también se puede. Más adelante se darán cuenta que es más importante el dinero que el status legal.

 

¿CÓMO SE PAGA UN AUTO?

Obviamente está la opción de pagarlo de contado, pero lo más común es comprarlo a crédito, pagando un 20% de pie (inicial).

En este país es muy importante tener buen sueldo y antigüedad laboral ya que todos los análisis de riesgo para los créditos se basan en esas dos variables. Básicamente hay dos maneras de obtener uno:

Crédito con el concesionario: aquí la misma casa que vende los autos te da el financiamiento. Los intereses son más altos, pero tiene la ventaja de no aparecer como deuda en el sistema bancario. Otra detalle a tener en cuenta es que el auto queda “en prenda”, es decir, no es tuyo hasta que pagues el crédito.

Dentro de este tipo hay varias modalidades, pero nos interesan dos:

  • Plan tradicional: pagas 20% de pie y el resto en cuotas (de 24 a 60 meses).
  • Plan renovación: pagas 20% de pie y quedas pagando otro 30% en cuotas (de 24 a 36 meses). Luego del último mes, con 50% del auto por pagar, tienes que tomar una decisión: 1) Pagas de contado ese 50% restante, 2) Lo entregas como parte de pago de un auto nuevo y vuelves a tomar un crédito, 3) Te quedas con tu auto y solicitas un financiamiento del 50% restante.

Crédito con algún banco: es obligatorio que tengas cuenta corriente para que el banco te pueda dar crédito. No sirve la Cuenta RUT, ni la Cuenta Vista. En este caso, recibes el dinero del financiamiento y pagas al concesionario como si fuera de contado, por lo tanto, el auto es tuyo, solo que ahora tienes una deuda directamente con el banco, que sí aparece en el sistema.

Como paréntesis, cuando digo que la deuda “aparece en el sistema” significa que está como información pública para que las entidades bancarias consulten al momento de evaluarte para un crédito. Normalmente los bancos te prestan mientras las cuotas mensuales no sobrepasen el 30% de tus ingresos. Si compras un auto con financiamiento bancario y luego quieres pedir algún otro crédito (así sea en otro banco), el préstamo que ya tienes influirá en la decisión del nuevo.

 

¿QUÉ REQUISITOS PIDEN PARA COMPRAR UN AUTO?

Para que un concesionario te de un crédito no es necesario que tengas permanencia definitiva, solo hace falta que tengas un contrato de trabajo indefinido, con suficiente antigüedad laboral (normalmente 1 año) y que la cuota mensual que vayas a quedar pagando no sobrepase el 30% de tus ingresos. Aparte, te piden RUT, el último año de cotizaciones de AFP y las 3 últimas liquidaciones de sueldo (comprobantes de pago).

Algo curioso es que no es necesario tener licencia de conducir para comprar un auto, sobre todo teniendo en cuenta lo complicado que puede ser obtenerla.

 

¿CUÁNTO CUESTA UN AUTO?

En autos nuevos, los más baratos que vi empezaban en los 5.000.000. Para que tengan una idea: Kia Morning 6.500.000, Hyundai Accent 8.000.000, Kia Rio5 7.800.000, Toyota Yaris 8.500.000, Mitsubishi Lancer 10.000.000, etc. Todos estos precios de referencia son para modelos mecánicos (sincrónicos).

También influye el lugar donde lo estás comprando porque, como hay mucha competencia, las casas automotoras sacan promociones donde puedes ahorrarte montos significativos, dependiendo del método de pago que uses y el plan de financiamiento que escojas.

Para poner un ejemplo redondo, un auto de 10.000.000 CLP quedaría más o menos así en financiamiento con el concesionario:

  • Pie: 2.000.000 CLP
  • Cuota mensual si eliges Plan Tradicional a 36 meses: 350.000 CLP
  • Cuota mensual si eliges Plan Renovación 24 meses: 300.000 CLP
  • Cuota mensual si eliges Plan Renovación 36 meses: 275.000 CLP

Para tener números con financiamiento bancario hay muchas variables que tomar en cuenta y no tiene sentido que ponga un ejemplo porque en cada caso sería distinto.

 

¿QUÉ COSTOS ASOCIADOS TIENE UN AUTO?

Esta es la peor parte del artículo. Aquí te vas a dar cuenta que comprar un auto tiene solo un aspecto bueno (comodidad) porque, de resto, es un egreso de dinero eterno.

Bencina (gasolina): los días de Venezuela quedaron atrás, aquí estamos en el mundo real donde la gasolina es cara. Un litro cuesta 700 pesos en promedio y varía según la zona de la ciudad donde estés cargando (660 en zonas de bajos recursos hasta 760 pesos en zonas de clase alta).

También hay autos que funcionan con Diesel que aparte de rendir más que la gasolina, es más barato. El único detalle es que los autos son más caros.

Estacionamiento: en una ciudad tan grande y densa es lógico que el espacio sea muy valioso. Para donde vayas tienes que pagar estacionamiento y los precios son exorbitantes. He visto desde 400 pesos (cada 30 min) en zonas de bajos recursos hasta 1500 pesos (cada 30 min), en Vitacura, por ejemplo.

El otro tema es la imposibilidad de estacionar… A veces necesitas ir a un lugar y no te molesta pagar, pero resulta que el sitio más cercano para estacionar queda a 3 cuadras o más. Eso pasa mucho en el centro porque hay zonas que son únicamente peatonales.

Y ojalá tu departamento incluya estacionamiento porque si necesitas arrendarlo en tu edificio, lo mínimo que vas a pagar son 40.000 CLP mensuales.

Seguro: aunque aquí no hay tanto problema por robos (que igual puede suceder), sí es recomendado asegurar el auto por choques, accidentes, daños a terceros, etc.

Aquí los seguros funcionan con una combinación de “deducibles” y cuotas mensuales. Para seguir usando el mismo ejemplo del auto de 10.000.000 CLP, el seguro estaría alrededor de 45.000 CLP con un deducible de 5 UF. Esto quiere decir que pagarías 45.000 CLP todos los meses y que cuando necesites “activar” el seguro porque le sucedió algo, debes pagar 5 UF que equivalen a 130.000 CLP aprox.

Permiso de circulación: sí, hay que pagar anualmente. Nuestro auto de ejemplo tendría que pagar aprox. 160.000 CLP para poder circular.

Mantención (mantenimiento): para conservar la garantía hay que hacer el mantenimiento programado en el concesionario. Un cambio de aceite que normalmente costaría 50.000 CLP  (incluyendo un aceite de los mejores, filtro y mano de obra) pasa a costar 200.000 CLP en el taller oficial.

No solamente es necesario el mantenimiento preventivo, sino también el correctivo. Ya sabes que, en este caso, solo debes agregar más números a la ya larga lista de gastos.

Autopistas: el tiempo es dinero. Así lo entienden las empresas que manejan las autopistas de este país y te cobran por pasar por vías que deberían acortar tus tiempos de traslado, pero que no siempre sucede así.

Venden unos dispositivos que se colocan en el parabrisas del auto y que sirven para registrar (y cobrarte) cada vez que pases por los pórticos habilitados con el sistema TAG. Dependiendo de la ubicación del pórtico y la hora del día, el costo varía pero, para que tengas una idea, si sales del centro y trabajas en La Dehesa, serían aprox. 2.500 CLP ida y 2.500 CLP vuelta. Ahora, te invito a multiplicar por los días de trabajo de un mes para que te de un infarto.

Pasar por estas vías no es obligatorio porque igual puedes llegar de un lugar a otro por calles alternas, pero la vida se encargará de demostrarte que las autopistas existen por algo.

Impuestos: al comprar un auto nuevo, hay que pagar un IVA que automáticamente “se pierde”, ya que al momento de venderlo es un valor que no se recupera.

Depreciación: por último, pero no menos importante, tenemos a este infame personaje. Lo normal es que por cada año de uso, el auto valga 10% menos. Eso sí, un uso promedio, porque si rodó más que eso, pues, vale menos.

 

¿VALE LA PENA O NO?

Todo va a depender de cuánto estés dispuesto/a a pagar por tu comodidad. Intenté cubrir toda las variables que podrías necesitar para tomar tu propia decisión, así que te invito a dejarme en los comentarios lo que piensas.

También, si me faltó alguna información importante, pregúntame y voy completando el artículo.

You may also like

87 comments

  • Mari 5 Octubre 2017   Reply →

    Amigos alguien acá ha comprado carro en chile para trabajar con Uber? Esto será rentable? Valdrá la pena comprar un auto para trabajar de esto?

    • Jorge León 5 Octubre 2017   Reply →

      Yo lo hice y fue la peor decisión que he tomado en Chile. Me quedó el aprendizaje 🙂

      • Leonardo 7 Octubre 2017   Reply →

        Porque dices eso Jorge? Peor decisión?

        • Jorge León 8 Octubre 2017   Reply →

          Porque me fue mal y perdí dinero. Ojo, esa es mi experiencia, no estoy satanizando el negocio, aunque desde un punto de vista objetivo, es un negocio que deja muy pocas ganancias (si es que las deja).

Leave a comment